victorgranda

Autoestima

La autoestima es un concepto psicológico que hace referencia a la valoración o apreciación que una persona tiene de sí misma. Es la percepción que una persona tiene de su propia valía, importancia y dignidad como individuo. La autoestima se refiere a cómo una persona se ve a sí misma, cómo se valora y cómo se percibe en relación con los demás.

La autoestima puede ser alta o baja y puede afectar a la forma en que una persona se comporta y toma decisiones.

  • Autoestima alta: se refleja en una mayor confianza en uno mismo, una mayor capacidad para afrontar los problemas y una mayor capacidad para relacionarse con los demás.
  • Autoestima baja: se refleja en una mayor vulnerabilidad ante los problemas, una mayor dependencia de la opinión de los demás y una mayor dificultad para relacionarse con los demás.

Síntomas de una autoestima baja:

  • Falta de confianza en uno mismo.
  • Inseguridad en las relaciones interpersonales.
  • Dificultad para tomar decisiones.
  • Sentimientos de inferioridad.
  • Baja tolerancia a la frustración.
  • Excesiva preocupación por la opinión de los demás.
  • Dependencia emocional.
  • Tendencia a la victimización.

Causas de una autoestima baja:

  • Experiencias negativas en la infancia o adolescencia.
  • Comentarios negativos de los demás.
  • Comparación constante con los demás.
  • Falta de logros o metas alcanzadas.
  • Poca o nula retroalimentación positiva.
  • Problemas de salud mental.
  • Problemas económicos o laborales.

Tipos de autoestima:

  • Autoestima positiva: Es cuando una persona tiene una valoración positiva de sí misma, se valora y se percibe como una persona capaz y digna.
  • Autoestima negativa: Es cuando una persona tiene una valoración negativa de sí misma, se subestima y se percibe como una persona incapaz e indigna.
  • Autoestima fluctuante: Es cuando una persona tiene una valoración de sí misma que cambia constantemente, dependiendo de las circunstancias y de la opinión de los demás.

Estrategias para mejorar la autoestima:

  • Aceptar y valorar las propias cualidades y limitaciones.
  • Establecer y alcanzar objetivos realistas.
  • Practicar la auto-afirmación.
  • Rodearse de personas positivas.
  • Aprender a decir «no«.
  • Practicar la gratitud.
  • Aprender a relajarse y a meditar.
  • Buscar ayuda profesional si es necesario.

Relacionado

Volver al índice